Decantador de vino. Cual es mejor?

Durante muchos años, el decantador de vino ha sido un elemento clave para poder sacar más partido a los caldos, pero antes de decantarnos por un modelo determinado, es importante entender qué son exactamente, cómo funcionan, los diferentes tipos de decantadores que existen y por supuesto las ventajas que nos van a aportar tanto en la mesa como en la cocina.

Qué es un decantador de vino

Un decantador es una pieza que generalmente está fabricada en vidrio o cristal y cuyas características permiten servir el vino aprovechando al máximo todas sus particularidades.

Existen diferentes teorías en relación a su origen, ya que mientras que unas apuntan a que provienen de la clásica licorera de origen francés, otras consideran que son anteriores, remontándose a la antigua Roma y a las muy populares ánforas.

De cualquier manera, el decantador para vino tinto es un recipiente que aporta grandes ventajas en el consumo, pero antes de elegir un modelo específico, es importante conocer los diferentes tipos que hay en el mercado.

Tipos de decantador de vino

Tanto si nos estamos planteando comprar un decantador de vino barato o un modelo especial, es importante saber que existen dos tipos principales que son:

  • Decantador de máxima oxigenación: un decantador de vino para botella de máxima oxigenación es también conocido como decantador de vino con aireador, o simplemente aireador, y su objetivo es el de romper el vino en el momento en el que se vierte el caldo en la copa, consiguiendo la máxima oxigenación posible y una fantástica aireación para eliminar aromas no deseados.
  • Decantador de mínima oxigenación: en este caso se trata de un decantador cuyo diseño facilita el deslizamiento del vino por sus paredes interiores, lo que permite que caiga a la copa sin romper y dando lugar a lo que se denomina vino puro decantado. Lo más habitual es utilizar este tipo de decantador para vinos jóvenes, muy especialmente si presentan posos.

Ventajas de utilizar un decantador de vino

Ahora que ya conocemos los diferentes tipos que existen, es el momento de averiguar para qué sirve decantador de vino, y entre las principales ventajas de comprar decantador de vino podemos destacar las siguientes:

  • Oxigenación: al oxigenar el vino, se consigue potenciar sus características, permitiendo el consumo del mismo en las mejores condiciones apenas unos minutos después de ser vertido en el decantador de vino.
  • Aireación: también vamos a conseguir airear el vino, consiguiendo de esta forma acabar con esos aromas y olores típicos de un vino que lleva mucho tiempo encerrado en la botella.
  • Posos: algunos vinos, aun encontrándose en perfectas condiciones, es posible que presenten posos, de manera que al pasar por el decantador, vamos a conseguir evitar que éstos acaben en nuestra copa de vino, logrando una textura mucho más fluida y agradable.

Además de tener en cuenta el decantador de vino precio y estudiar bien dónde comprar decantador de vino, también es importante aprender cómo limpiar decantador de vino para realizar un correcto mantenimiento, ya que de esta forma vamos a obtener mejores resultados a la vez que analizaremos su vida útil.

Tal y como podemos observar, el decantador de vino es una herramienta imprescindible y que debemos tener siempre a mano en la mesa, ya que nos ofrece grandes ventajas y permite a la vez poder disfrutar mucho más del vino, oxigenándolo, reduciendo los posos y sacándole así el máximo partido tanto en textura como en aroma y sabor, pero para ello es esencial elegir el más adecuado en función de nuestros gustos y necesidades, ya que en el mercado vamos a encontrar diferentes tipos con características particulares que es importante conocer.

A continuación les mostramos los mejores decantadores de vino.

El mejor decantador de vino barato:

El mejor decantador de vino, para los amantes del vino:

Y tú, ¿que opinas de los decantadores de vino? ¿Notas la oxigenación y el cambio de sabor? ¿Crees que son importantes?

Si te gusta el artículo, compártelo!

Deja un comentario